Una hogaza muy sencilla

Esta receta de pan sencillo es una variante de esta otra fácil receta, para cuando no se disponga de tiempo para retardar la fermentación de un día para otro. Nada se consigue a cambio de nada, sin embargo: el amasado habrá de ser ligeramente más complejo que en la otra receta. Es posible comprobar que muchos de los pasos a seguir son iguales, lo que pone de manifiesto un hecho fundamental en la teoría panarra: los procesos del pan son regulares y en esencia repetitivos, aunque la enorme cantidad de factores que los influyen puedan hacer parecer lo contrario.

1. Medida

Harina de trigo panificable Agua Sal Levadura fresca
100% 65 – 70% 1,8% 1,5%

Para una hogaza de porte señorial, suficiente para impresionar a tu familia, emplea las siguientes cantidades:

500 g de harina panificable

340 g de agua

9 g de sal

8 g levadura fresca prensada (o 2,7 g de levadura de panadería instantánea seca)

2. Mezclado

Junta la harina y el agua en un bol, mezclando con una espátula. Trabaja bien esa plasta hasta que quede homogénea; tardarás 3 minutos. Tapa el bol con un papel film.

Autólisis: vete a dar una vuelta de 30 minutos de duración.

3. Amasado

Añade la sal y mézclala bien, incrustándola en la masa. Después (y no a la vez) haz lo mismo con la levadura, bien desmenuzada y repartida. Hazlo dentro del bol, utilizando tu cucharón, espátula o las manos para doblar la masa sobre sí misma en repetidas ocasiones; estará pegajosa, su cohesión será baja (esto significa que no se mantiene en un trozo único, sino que se desprenden pegotes que se pegan a otras cosas) y es posible que se pegue a la espátula. Déjala reposar cinco minutos mientras preparas tu superficie de amasado.

Vuelca la masa en la superficie de amasado, tratando de aprovechar todos los trozos que puedan quedar inicialmente en el bol, y practica el amasado francés con tu masa hasta que ésta esté bien amasada, lo que significa que en la prueba de la ventana desarrolla una elasticidad suficiente. Ésta es la parte más avanzada en la realización de este pan; puedes visitar las secciones correspondientes de recetapan.com para aprender a realizar este amasado y la prueba.

Embadurna ligeramente de aceite un cuenco y coloca en él tu masa, dándole vueltas para que se recubra de aceite uniformente. Tapa el bol con papel film y pasa a la fase siguiente.

4. Fermentación – desarrollo

Tres horas, con dos pliegues -uno a la hora y otro a las dos horas-. Para hacer un pliegue, imagínate que la masa es un cuadrado. Dentro del bol, coge la masa por uno de los lados, estírala en el aire y dóblala sobre sí misma; repite el proceso en los cuatro lados de tu cuadrado imaginario; lo habrás hecho cuatro veces. Vuelve a tapar el cuenco; la fermentación continúa.

5. Formado

Pon una cucharadita de aceite en una tabla y extiéndela con la palma de la mano; ésta es tu superficie de trabajo. Vuelca la masa sobre esta superficie, ayudándote con una espátula o una cuchara de madera. Ahora, imagínate que la masa es un pañuelo y dentro hay un objeto que quieres envolver (¡en realidad no hay nada, está todo en tu mente!). Envuélvelo con la masa, tirando de los bordes hacia el centro; te saldrá una bola con un pegote feúcho en la parte superior.

6. Fermentación – subida

Hazte con un cuenco grande, o limpia y seca aquél donde estaba la masa en la nevera. Coloca un paño muy limpio y sin olor a Mistol, de algodón o lino, en el bol, y espolvoréalo uniformemente con una o dos cucharadas de harina. Mete tu bola de masa dentro, la parte del pegote hacia arriba, espolvorea de nuevo con harina y dobla el trapo por encima de la masa para protegerla. Espera 1 hora y prepara tu horno.

7. Horneado

Prepara tu horno para hacer pan a toda potencia (250º C) como explicamos en recetapan.com en la sección Horneado; necesitarás media hora de precalentamiento. Desmolda tu pan encima de un papel de horno (vuélcalo encima del papel: ¡parte fea hacia abajo!) y dale un buen tajo de lado a lado con el cuchillo del pan. Mete el pan en el horno y bájalo 15º C cada 10 minutos, hasta que esté tostadito a tu gusto, lo que ocurrirá en unos 35 – 40 minutos.

8. Enfriado

Sobre una rejilla y procurando que el aire pueda circular libremente a su alrededor. ¡Muéstralo con orgullo ante tu familia!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *